fbpx

El tratamiento facial antiedad está dirigido a pacientes que notan su rostro triste y cansado debido a los defectos fruto del envejecimiento como son: la aparición de arrugas, ojeras o bolsas en los párpados, falta de volumen, flacidez en la piel, etc.

Pasados los 30 y sobre todo los 40 puede ocurrir que alguna persona nos diga que nos nota cansados o incluso enfadados por la expresión de nuestro rostro, cuando en realidad nos encontramos bien. El problema es que esto puede afectar a nuestro autoestima, nuestra confianza o en esa primera impresión que tienen los demás de nosotros.

El Doctor Juan Martínez Gutiérrez como cirujano plástico puede estudiar su caso y recomendarle diversos tratamientos que incluyen tanto medicina estética como intervenciones de cirugía.

La medicina estética puede devolver la frescura al rostro en una o varias sesiones dependiendo del tratamiento. Los resultados suelen ser limitados en el tiempo, como es el caso del peeling, la mesoterapia, la radiofrecuencia facial o los rellenos dérmicos de ácido hialurónico. Dependiendo del caso puede ser más rentable asumir los riesgos de una cirugía y pasar por el quirófano.

Los tratamientos faciales antiedad que requieren pasar por el quirófano son por ejemplo:

  • Blefaroplastia, en la que podemos corregir un gran número de defectos que afectan a los párpados, como pueden ser los párpados caídos, evertidos, o las bolsas que tanto dañan nuestra imagen.
  • Lifting facial, puede ser parcial en el caso de un lifting de cejas o completo que incluya incluso el cuello para conseguir un rostro más fresco y bien parecido al que teníamos años atrás. Para ello podemos tensar músculos, aspirar la grasa que sobra y redistribuir la piel.
  • Lipofilling facial, en el que podemos usar grasa del paciente para rellenar arrugas en la frente, alrededor de la boca, disimular líneas nasolabiales o las patas de gallo. Es una opción sencilla y muy segura que requiere de una cirugía mínimamente invasiva.

Estos tratamientos antienvejecimiento nos pueden ayudar a aparentar menos edad de forma natural y sus resultados pueden llegar a ser permanentes. Es el caso del lipofilling facial, donde el relleno natural no produce rechazo y permanece con el paso de los años.

Especialista en Cirugía Estética facial

A la hora de realizar un tratamiento facial antiedad es fundamental escoger a un profesional adecuado. En España por desgracia hay un elevado nivel de intrusismo, de hecho por cada cirujano plástico titulado hay dos o tres médicos que ejercen la cirugía plástica sin la formación adecuada, poniendo en riesgo la salud del paciente.

¿Por qué ocurre esto? El problema radica en que todos los licenciados en Medicina antes de 1996 tienen el título en Medicina y Cirugía, por lo que la ley les permite realizar todo tipo de intervenciones, es decir, un ginecólogo puede hacer un lifting facial e incluso un psiquiatra puede hacer una blefaroplastia, pero obviamente los riesgos de obtener un resultado no deseado son muy altos.

Un especialista en cirugía plástica además del título de medicina realiza una residencia de cinco años para obtener la especialidad. Esto le proporciona la formación y experiencia adecuada para saber las zonas que debe tocar y las técnicas que debe emplear para obtener el mejor resultado posible. Del mismo modo que sabe prever el resultado y determinar cuando no se debe operar.

Por último queremos enfatizar que los retoques estéticos faciales se deben realizar con expectativas realistas y naturales, acordes con nuestras características anatómicas. Para ello es fundamental la comunicación y escoger un profesional acreditado por el SECPRE.

× Contáctanos