cirugia de oftalmopatia tiroidea

La Oftalmopatía Tiroidea es una enfermedad inflamatoria autoinmune que afecta a los tejidos de la órbita. Como por ejemplo los párpados, así como los músculos y tejidos blandos que rodean el ojo.

Dado que la órbita es un espacio rígido, al aumentar el volumen de los músculos y la grasa detrás del ojo, éste se desplaza hacia delante, dando lugar a ojos saltones (proptosis), desviación de los ojos (estrabismo) y problemas de párpados que en casos graves puede llegar a poner en peligro la visión del paciente de no ser tratado correctamente.

En su primera consulta con el Dr. Martínez Gutiérrez se realizará una evaluación oftalmológica completa, así como una TAC de órbitas, de manera que teniendo en cuenta el estadio de la enfermedad y su estado de salud general se pueda planificar el procedimiento mas adecuado para conseguir el mejor resultado posible en cada caso.

Pacientes

Los pacientes con este problema a menudo tienen asociada una anomalía de la tiroides que puede manifestarse ya sea antes, durante o después de los signos y síntomas de oftalmopatía tiroidea. Sin embargo, un pequeño porcentaje de pacientes pueden tener esta enfermedad sin que se produzca una anomalía de la tiroides.

La Oftalmopatía Tiroidea también se la conoce por diversos nombres: exoftalmos endocrino, orbitopatía tiroidea, oftalmopatía de Graves-Basedow o enfermedad ocular tiroidea.

¿Cómo es la Cirugía de la Oftalmopatía Tiroidea?

La cirugía de exoftalmos se realiza en un quirófano, ya sea en una clínica o un hospital. La intervención se suele realizar bajo anestesia general.

La cirugía de la Oftalmopatía Tiroidea tiene por objetivo reducir la compresión orbitaria. Esto se consigue abriendo unos espacios en las paredes mas finas de la órbita, para permitir que tanto los músculos como la grasa puedan tener mas espacio, y así el ojo pueda volver a su sitio.

En una sola intervención se puede realizar la descompresión de ambos ojos. Una vez arreglado el problema de exoftalmos, si fuera necesario se corrige el estrabismo y la retracción palpebral, pudiendo mejorar tanto la estética de su mirada como proteger su visión

Preguntas frecuentes sobre Cirugía de la Oftalmopatía Tiroidea

» ¿Existen riesgos?, como en cualquier otra operación pueden existir riesgos típicos de una intervención quirúrgica. Sin embargo, en manos de un Cirujano Plástico cualificado son muy reducidos. En este tipo de intervenciones puede ocurrir que tras la cirugía el paciente sufra una malposición palpebral o que tenga visión doble durante algunos días, pero debe saber que tanto la malposición como el estrabismo se pueden corregir posteriormente.